Penas

lunes, enero 11, 2010


Ayer, en uno de esos días que se convierten instantáneamente en inolvidables, perdí a mi papá. Estaba de cumpleaños, 79 años, y estábamos todos para saludarlo, cuatro de sus seis hijos, sus nietos, y sus amigos. Todos hablamos con él, todos pudimos conversar un rato con él. Sus chicos César y Julio, mi hermana Susana lo llamó desde España, mi otra hermana Viviana estaba con sus hijos, yo llegué con los míos a visitarlo. Al rato nos dijo que quería descansar y dormir un rato, lo dejamos tranquilo, y minutos después, bien saludado, nos dejó.


Tal vez la maravilla sea el regalo que nos hace el universo, que en cosas como esta, toma caminos misteriosos y se ordena. Y todo el aparente caos toma un sentido jamás antes percibido. Porque todavía siento la sensación de su casa llena de gente, que se inunda de pena, y al mismo tiempo se reconforta de darse cuenta que estábamos ahí para eso. Porque me veo a mí mismo, llorando, tomado de la mano de mi papá que está en su cama, y a mi hijo Rodrigo que me consuela con su abrazo. De repente, todo tiene sentido. Así son las cosas, así es la vida, así, tal cual.


Hemos recibido el llamado y los mensajes de muchas personas, en estos casos las redes se mueven rápido, todos nos han dejado sus deseos de fuerza, de paz, su ánimo y su cariño. A todos y cada uno, un gracias gigante, un abrazo inmenso.

45 comentarios. Escribe tu opinión aquí.:

jlori 11 de enero de 2010, 05:38  

Un abrazo enorme, gracias por compartirlo y mucho ánimo.

MADARIAGvAder 11 de enero de 2010, 08:58  

Es un vacío que nada lo llena, sólo en parte los buenos momentos vividos.
Resignación y Fuerza.

Esteban Ibarra L. 11 de enero de 2010, 10:02  

Un abrazo Rob, toda la fuerza.
E.

Francisco J. Estrada 11 de enero de 2010, 10:04  

Hay un tiempo para todo, dice el texto más sabio escrito x un hombre hace cerca de 2.600 años. Un gran abrazo en este tiempo tuyo, tan cargado de emociones y recuerdos.

Walala 11 de enero de 2010, 10:15  

Fuerza Roberto!

piensa que que mas rico que irse querido y rodeado de todos los que te quieren, en paz. Tu padre debe estar pasandolo chancho en el mas allá.

Anónimo,  11 de enero de 2010, 10:17  

Querido Roberto, sin embargo, lo más importante es que los esperó. Recibe un cariñoso saludo y un abrazo. Fuerza para soportar su ausencia y alegría para recordar su presencia.
JAvila

Carola 11 de enero de 2010, 10:20  

Roberto, te mando un abrazo calientito, mucha fuerza!!

Anónimo,  11 de enero de 2010, 10:30  

Roberto, no sabes cuanto siento lo de tu papá... yo lo viví hace 4 años... y aun lo extraño y lo sueño y cada vez que lo sueño.. es como volver a estar con el... así uno se acostumbra a saber que están en otro plano ... mucho mejor. Y que cuando lo necesitas.. viene a tu sueño a estar contigo.
Un abrazo
Paulina

María Inés 11 de enero de 2010, 10:31  

Aunque la tristeza es enorme, la maravilla de haberlo despedido, de verlo rodeado de cariño antes de partir, es un pequeño consuelo.
Un abrazo

Anónimo,  11 de enero de 2010, 10:49  

Mi querido Talo, desde el fondo de mi corazón nace un apretado abrazo consolador que te envío con todo mi cariño.

Meyo

Anónimo,  11 de enero de 2010, 10:57  

Talo , no sabes cuanto siento la partida de tu papa ,como tu sabes a mi me toco hace cuatro años y como bien lo dice Paulina ...aun lo extraño , solo te deseo fuerzas , pues el hueco que dejan es enorme ,desde la distancia estoy con ustedes . Un abrazo,Hernan

Anónimo,  11 de enero de 2010, 11:10  

Amigo te quiero mucho.

que estes bien

Alejandra Rencoret

Luunna 11 de enero de 2010, 11:12  

Un gran abrazo mucha fuerza por que perder a los padres nos hace sentir huerfanos,y un comentario que grande tu viejo eligio su cumple para despedirse y emprender su descanso eteerno.

Anónimo,  11 de enero de 2010, 12:04  

Hola Robert, quiero dejar escrito acá, unos pensamientos.
Lo que se fué es lo material, y no es lo importante,lo espiritual perdura para siempre.
Claro que, como no está fisicamente lo vas a extrañar.
El amor y cariño hacia tu padre estará siempre en tu corazón, y él está mejor ahora.


Besos
Cecilia

Clarice 11 de enero de 2010, 12:37  

Contigo, contigo.

Fuerte abrazo.

LuÇiernaga 11 de enero de 2010, 13:04  

No es mucho que se pueda decir en estos momentos, que aunque sabemos que llegaran, no hay preparacion anticipada.
Te mando un abrazo lleno de animo y fortaleza.
Somos muchos los que te estamos pensando.

Sergio Meza C. 11 de enero de 2010, 13:24  

Podrán muchas personas decirte que lamentan mucho la pérdida. Yo no, pero no es que me alegre, lo que pasa es que fue una muerte hermosísima la de tu padre, por Dios que fue bella; pido a la vida pider tener semejante muerte; qué afortunado ha sido tu viejo de irse así.

Un abrazo, y ahora a seguir caminando con ese dulce sabor de despedida implacable.

Pocas cosas en la vida son tan plenas como estas que cuentan, acaso ninguna.

"Felicidades" (dichas en el contexto anterior, no en cualquier otro)

Anónimo,  11 de enero de 2010, 13:27  

Talito, que lindo lo que escribiste, y más lindo aún el que tu papy se fue lleno del cariño de su familia, un gran abrazo, Yemy

Andrea Cantillano 11 de enero de 2010, 13:48  

Un abrazo Roberto... qué belleza para él dejar el cuerpo así, el mismo día que llega al mundo, decide irse, junto con el abrazo de quienes lo quieren y en paz.

Anónimo,  11 de enero de 2010, 17:44  

Roberto, primero mucho animo por este momento, pero decirte que cuando mencionabas la situacion de que estaban todos juntos es algo maravilloso ya que tengo el recuerdo de lo que paso con mi padre que fallecio cuando estaba fuera del pais y no poder estar en su funeral creeme que me costo bastante tiempo superar.

Un Abrazo

Alvaro Castro

María Pastora Sandoval Campos 11 de enero de 2010, 17:56  

Querido Ro:

Dentro de todo el dolor, qué lindo haber tenido la oportunidad de compartir así sus últimos momentos.

Te mando un gran abrazo y todo el cariño del mundo.

Faracita,  11 de enero de 2010, 18:08  

Ay! nanai nanai!

Un abrazo apretado!

Anónimo,  11 de enero de 2010, 18:43  

Roberto... mi querido Boss de siempre. Qué hermoso mensaje tuyo y pensamientos. Gracias por compartir con nosotros un momento tan doloro. Miles de cariños.
Marcela Paz González

Anónimo,  11 de enero de 2010, 19:55  

La tranquilidad que queda de haber estado con él en ese momento es lo que reconforta ahora y siempre.El 26 de este mes se cumplen 8 años desde que mi mamá se fue,y hasta el día de hoy doy las gracias por que estabamos todos con ella.
Siempre él estará contigo, de una u otra forma estará presente en todos los momentos de tu vida.
Un abrazo pa ti.
Clodett.

Daniel. Te invito a visitar http://eldeportero.wordpress.com 11 de enero de 2010, 19:57  

Como te han dicho muchos, creo que tuvo una gran despedida. Haber podido estar con todos ustedes, con la gente que más quería para luego irse a dormir. Te mando un gran abrazo y mucho animo en estos momentos.

schau 11 de enero de 2010, 21:41  

¡Mucha, pero mucha fuerza para tí y tu familia! Un fuerte abrazo.

Marco Zuniga 11 de enero de 2010, 22:37  

Ay, Roberto, un gran abrazo, querido amigo.
Con todo mi afecto ...
Marco.

Anónimo,  12 de enero de 2010, 00:47  

Dear Roberto=Talo :

Sorry !!!

Nieves.
Canada, Ottawa, january 11, 2010.

Frank H. 12 de enero de 2010, 15:17  

mis condolencias a la distancia, Roberto.
queremos que esos instantes nunca lleguen.
pero cuando llegan, que lleguen así.

Manero 12 de enero de 2010, 18:53  

Un abrazo de apoyo y un verso sobre mis sentimientos ante tu noticia

La compañía siempre fue oportuna, siempre se sintió cercano aún cuando les tocó crecer y volar del nido, aún cuando la vida los alejó fisicamente en su corazón estaban cada uno de ustedes y multiplicados por los seres más especiales, me refiero a los nietos, esa suerte de hijo para regalonear y mal educar (en el buen sentido). Siento que su camino fue consecuencia de la tranquilidad de saber que todo va bien y tal cual escribes EL MUNDO SIGUE AHÍ, en el misterio de los que dejó para perpetuar y recordar su nombre y la obra que son ustedes.

Cecilia 12 de enero de 2010, 20:40  

RE: La muerte de otros

Morir no tiene trascendencia. No cuenta.
Yo sólo fui suavemente al otro lado del camino.
Todo se queda tal cual como estaba.
Yo quedo yo y ustedes quedan ustedes.
La vida que compartimos con amor queda como fue.
Lo que fuimos el uno para el otro aún es así.
Menciónenme como siempre.
Hablen de mí como siempre y no en forma diferente.
No se pongan tristes ni solemnes.
Ríanse de las cosas que siempre nos hicieron reír.
Alégrense y piensen en mí
Recen por mí.
Hablen de mí como siempre lo han hecho,
sin emoción y sin un ápice de tristeza.
Todo lo que significaba la vida para nosotros sigue vigente.
¿Qué es la muerte? Es algo que ocurre a diario.
¿Acaso voy a desaparecer de tu vida, porque no me ves?
No estoy lejos, solamente al otro lado del camino.
Yo los espero.
Todo está bien.

Palabras de San Agustín.
Cariñosamente
cecilia

Daniella M. 12 de enero de 2010, 21:03  

Roberto: Es la vida, lo unico que estamos seguros es que este dia llegará.
Perdi a mi padre hace 2 meses y te entiendo perfectamente.
Mucha fuerza, no dejes de llorar que te hará muy bien.
Un abrazo fuerte

Daniella M.

Roberto Arancibia 13 de enero de 2010, 00:22  

Es tan lindo leer todo esto.

Gracias a todos, a todos y cada uno de ustedes por venir, por detenerse a escribir sus palabras y dejar su huella. Y a los que sólo pasan, que son muchos más, también.
Gracias, a todos, por todo esto.

IvánSalas,  13 de enero de 2010, 12:18  

Un gran y fraternal abrazo, fuerza Roberto

Elizabeth 13 de enero de 2010, 12:30  

Desde que recuerdo, en mi familia, se decía, que la gente muere, como vivió...creo que si nos pusieran a elegir, una muerte como la de tu padre, es la que muchos quisieramos para cuando nos llegue el momento.
Pero creo que, la muerte de un ser amado, es de esos eventos en la vida,que por más que avanzemos en el desarrollo humano, crecimiento espiritual, etc, etc,nunca estamos lo suficientemente preparados...
Un abrazo largo y entrañable Roberto...y mucha,mucha fortaleza.

valeria 13 de enero de 2010, 14:00  

Me recuerda lo que pasó con mi abuelita materna, que nos dejó la noche siguiente al cumpleaños de su marido, luego de que todos estuvimos con ellos celebrando. Son regalos que nos da la vida: poder compartir hasta el último momento con quienes amamos.
Fuerza Roberto.

Lator1 13 de enero de 2010, 17:02  

Un gran abrazo caballero, reconforta el saber que se fue en paz y bien despedido, es una oportunidad que pocas tienen y que dentro de todo es una bendición eso de poder decir "te quiero" sin un adios.

Mariana,  14 de enero de 2010, 19:23  

Querido Roberto: He estado viajando y con mucho trabajo. Hasta hoy no he podido leer tús post. Es por eso, que llego con retraso.

Como dice Sergio, tu papá ha sido muy afortunado. Una muerte dulce, y rodeado de seres queridos, sin torturas, sin sufrimientos, se ha muerto dignamente. Ojalá todos tuviéramos la misma suerte, es un privilegio, aunque seguramente tendrá mucho que ver con su estilo de vida anterior. Hace tiempo, leí un magnífico libro de un neurólogo americano,y decía que la gente tiene la muerte que se ha hecho en vida.

En cualquier caso, cuando pierdes a un ser tan querido como es tú papà, algo de tí se va con él, pero se queda todo lo que el te dió en vida, para recordarte que debes hacer honor a esa "herencia".
Un abrazo.

Roberto Arancibia 14 de enero de 2010, 19:26  

Gracias Mariana, la sensación es como que te sacan el techo.

Gracias a todos por pasar.

Gealuna,  14 de enero de 2010, 20:43  

Siéntete afortunado de haber estado ahí...

Un abrazo...

Anónimo,  14 de enero de 2010, 20:48  

Ro me acabo de enterar, la Pame Haddad me contó. Que pena, pero es la ley de la vida o no?. Liviano consuelo , lo sé. En estos momentos no sé qué decirte, quisiera abrazarte y reconfortarte un poco. Te llamé , pero estabas con buzón de voz, quizás mañana.
Un gran beso y abrazo.
M. Elena

lalodelce 15 de enero de 2010, 17:52  

Roberto ... me di una vuelta para leerte y revisar posts que no había leído antes ... y me encuentro con éste.

No sé qué decirte, Roberto querido. Tan triste pero también tan ... perfecto, me entiendes?

Lo siento mucho ... te mando un abrazo grande, grande.

Anónimo,  18 de enero de 2010, 12:27  

Un abrazo bien apretao!
De pronto siento mucho temor y entiendo que no estoy preparado para perder a mi padre.

Nadia 19 de enero de 2010, 17:28  

UN saludo afectuoso, y como ya han dicho es la mejor manera de dejar estte mundo, que ello de te sirva de consuelo.

Nadia

Yvette 23 de enero de 2010, 22:50  

Roberto, pucha que he estado alejada de todo esto, acabo de leer lo de tu papi, que triste pero que lindo a la vez que se haya ido tan acompañado, te dejo un abrazo grande y apretado, espero que estés mejor de verdad y que como bien dices las cosas se ordenen y encuentren un sentido en tu vida...

Yvette

Publicar un comentario

Créditos

Agradecimientos a mi MacBook, a los Marlboro que fumo, pero menos, la Coca-Cola, el cable, el control remoto, Google, Blogger, Twitter, los libros, la radio, ella, mis hijos, mi ex-psicóloga y muchos otros anónimos colaboradores que han contribuido y soportado mi comunicación precoz. Gracias por estar.

Más créditos

Foto del blogger: Bárbara Gallardo
Foto de Santiago by night: Mía.

  © Blogger template On The Road by Ourblogtemplates.com 2009

Back to TOP